Leishmaniasis (Parte II)

Leishmaniasis (Parte II)
En la nota de la semana pasada te acercamos las formas clínicas de esta enfermedad, en qué zona se encuentra y cómo se transmite. Hoy te vamos a contar cuáles son sus síntomas, cómo prevenirla y cuál es su tratamiento.
 
¿Cuáles son los signos y síntomas con que se presenta?
Los signos clínicos que podemos observar son: seborrea, sobrecrecimiento de las uñas y dermatitis costrosa.
 
Internamente puede producir cambios inflamatorios a nivel de los ganglios linfáticos, hígado, médula ósea, bazo y en otros epitelios, como el digestivo y el respiratorio a nivel de la cavidad nasal principalmente.
 
También se comienzan a ver cambios en la respuesta inmune del organismo.
 
Pero hay que tener presente que los pacientes pueden no tener síntomas, tener muchos, pocos o ser resistentes y no tener ninguno.
 
El gato se afecta raramente y cuando lo hace se detectan lesiones en la piel, labios, nariz, párpados y orejas. En ellos son muy raras las lesiones viscerales.
 
¿Existe algún modo de prevenirla?
Mientras no se cuente con una vacuna en Argentina, la Organización Mundial de la Salud determinó estrategias para luchar contra la propagación de la enfermedad:
• Controlar la población de flebótomos, fundamentalmente mediante manejo ambiental.
• Diagnosticar y tratar precoz y adecuadamente a los pacientes enfermos.
• Controlar los reservorios de la enfermedad para interrumpir la circulación de parásitos.
• Involucrar a la comunidad en el manejo ambiental y la tenencia responsable de mascotas, que incluyen la detección precoz, el control de los vectores, la educación pública y la detección de epidemias si las hubiere.
 
Además, existen en el mercado collares impregnados con deltametrina (insecticida) para evitar la picadura del flebótomo, que debe ser indicado por el Médico Veterinario para ser colocado, en el caso que éste así lo determine.
 
¿Y tiene tratamiento?
Sí. Hasta la fecha, el tratamiento aplicado a la leishmaniasis es sólo paliativo y no curativo. Una vez que se contrae, hay que hacer controles periódicos de por vida, para prevenir posibles rebrotes, ya el animal seguierá siendo reservorio del parásito. Existe una gran variedad de fármacos y protocolos terapéuticos que deben ser indicados por el profesional Veterinario actuante.
 
Por otro lado, se siguen investigando alternativas para el control de la enfermedad en los perros.
 
El tratamiento en todos los casos es de larga duración, comprendiendo generalmente un período de ataque de entre 20 y 30 días, continuado por un mantenimiento de varios meses o de por vida con ciertas drogas.
 
Ante cualquier inquietud, no dudes en consultar con tu veterinario de confianza.
 
Fuentes:
Veterinaria Argentina
Facultad de Veterinaria
Ministerio de Salud

Si te interesó este artículo, también te van a gustar estos

2 personas ya comentaron en “Leishmaniasis (Parte II)” Sumá tu comentario

  1. Maria Jose dice:

    Ne gusta Vitalcan , ademas tienen propaganda en cartel atencion telefonica con una perra igual a una cachorra, y cuando tenia entre 4 y 8 meses hoy esta perdida y tiene 10 años, tengo a los hermanos de ella. Muy bueno Vitalcan. Cuando vi la camioneta con propagada llendo por Panamericana, no lo podia creer lo que veia, cuando es mas es por donde la busco altura ruta 26.

    • Vitalcan dice:

      ¡Hola María José! ¡Que pena que se perdío tu perra! Sabemos lo que se siente extrañar a un amigo y lo que viven ellos al estar perdidos, por eso es fundamental difundir la importancia que tiene el uso de collar con identificación en todo momento, tanto en perros como en gatos.
      Te contamos que aunque habitualmente vemos nuestras camionetas, ¡todavía nos emociona descubrirlas en camino! Y si podemos hasta le sacamos fotos. Hace unos meses atrás en un canal de aire mientras informaban el estado del tránsito, pasó una de nuestras camionetas por delante de la cámara y nosotros lo vivimos como un gran evento, así que nos alegra que compartas con nosotros ese aspecto que creíamos que sólo nos pasaba a nosotros. ¡Te mandamos un gran abrazo!