Los primeros pasos, las primeras comidas


Los cachorros tienen mayores requerimientos nutricionales que los animales adultos. Esto plantea el desafío de proporcionarles dietas que cubran todas sus necesidades.
 
Las dietas específicas para cachorros, como las de Vitalcan, han sido pensadas para esa etapa, proveyendo proteínas de alta digestibilidad, así como alto valor biológico, adecuados niveles de minerales -fundamentalmente calcio, fósforo y hierro-, brindado óptimos niveles de energía y las vitaminas necesarias para un crecimiento saludable.
 
Las raciones de alimento sugeridas en cada envase, son orientativas y están sujetas a cambios por factores individuales, nivel de actividad o temperatura ambiente, según lo indique el médico veterinario.
 
En el caso de los perros, es importante ofrecer la ración diaria de alimento, distribuida en 4 porciones, mientras que en los gatos puede servirse una vez al día o dos, según el grado de apetito del gatito. Así evitaremos problemas de sobrealimentación u obesidad.
 
Un cachorro obeso no es un cachorro más sano, por lo general el sobrepeso es el responsable de trastornos articulares y condiciona al animal cuando es adulto por desarrollar mayor cantidad de células grasas.
 
Si el alimento balanceado es la única dieta y el animal está sano, es innecesario y contraproducente el suministro de complejos minerales o vitamínicos.
 
Es importante evitar la inclusión de comida casera mezclada con el alimento balanceado, porque desbalancea su dieta y además debemos saber que hay algunos alimentos de consumo humano que no colaboran en la calidad de vida de nuestra mascota.
 
Al contrario de lo que se puede pensar, el consumo de leche de vaca, no está recomendado para los cachorros, porque a medida que crece, deja de producir lactasa – una enzima que desdobla el azúcar de la leche- para permitir su asimilación. Es por ello que si les ofrecemos leche vacuna, como resultado aparecen diarreas fermentativas.
 
Tanto para los cachorros, como los adultos, es necesario que siempre haya agua fresca a su alcance. Los cachorritos sabiamente, suele preferir el agua a la leche, cuando la producción de lactasa disminuye.
 
Departamento Técnico de Vitalcan
 
¿Cómo fueron las primeras comidas de tu amigo de cuatro patas?

Si te interesó este artículo, también te van a gustar estos

Etiquetas: , , ,

4 personas ya comentaron en “Los primeros pasos, las primeras comidas” Sumá tu comentario

  1. estoy por recibir de regalo una perrita golden retriever con apenas 50 dias asi que voy anecesitar asesoramiento por lo que les preguntare en su momento , siempre mis mascotas fueron alimentadas desde su comienzo con balanceados de buena calidad y fueron atendidos y vacunados por veterinarios los tendre en cuenta …muchas gracias!!!

  2. silvia dice:

    a mi me la regalaron de 6 meses y vino totalmente desnutrida la llevamos al vete le dio todas las vacunas y un plan de dieta para recuperarla pero no le podiamos dar mucha cantidad por ke enseguida se descomponia fue todo un tema ahora tiene 12 años y esta muy linda y la amamos porke es una ovejera tan pero tan buena lo unico ke no soporta a los gatos es lo unico ke la enoja y mucho

  3. Melina dice:

    Se que los gatos es mejor que vivan adentro, pero yo creo que estando afuera pueden vivir una verdadera vida de gatos. Adentro ellos tienen una vida que no creo que sea la mejor para ellos, todo el día encerrados ahí, que los reten porque rompen o rasguñan algunas cosas, en cambio afuera pueden cazar pájaros o insectos, afilarse las uñas donde quieran, correr y salir, que también les gusta a los gatos y no creo que sea tan malo, menos si está castrado. Espero que me respondan por favor!! Los admiro mucho y amo a los animales♥

    • Vitalcan dice:

      ¡Hola Melina! Tal como te comentamos en el mensaje que nos enviaste a nuestra página de facebook, los felinos en su naturaleza, son animales que denominaríamos “salvajes” por su capacidad de vivir sin depender del hombre. Pero también es cierto que disfrutan mucho de nuestra compañía y que son capaces de adaptarse a un modo de vida que los proteje mucho más. Estando afuera están expuestos a lo que el entorno le ofrece: personas que no gustan de ellos, vehículos que pueden lastimarlos, a los ataques de otros animales (de la misma o de otra especie), aumentan sus posibilidades de contraer enfermedades, de adquirir parásitos o contraer una enfermedad viral. Es por ese motivo recomendamos que no salgan sin supervisión. En nuestro hogar también podemos ofrecerles actividades que ayuden a ejercitar tanto física como emocionalmente. ¡Saludos!